Que no se te olvide el DNI o el pasaporte, a ver si te vas a quedar en tierraaaaaa. Y cuidado con los visados o incluso al permiso de excursiones según el país en el que vaya a atracar el barco.

Lleva una tarjeta de crédito, la mayoría de las compañías te darán una tarjeta propia para que la uses durante el viaje, que vincularán a tu tarjeta de crédito. Si aún no tienes una, consíguela aquí con un montón de ventajas y sin coste.

Además de una maleta con todo lo necesario para el viaje, según época y destino, lleva gafas de sol, gorro o gorra y crema solar. No te dejes un equipaje de mano con todo lo necesario para un día, así como el botiquín personal. Piensa que podéis embarcar 3.000 personas a la vez, y hasta que te entreguen tu maleta pueden pasar horas. Tener un bañador a mano, hará que estés en el agua antes que nadie.

Apaga los datos del móvil al subir a bordo, al salir a altamar empieza la tarificación internacional. Tienes dos opciones, contratar un paquete de datos en el barco o disfrutar de la desconexión total en alta mar. Un adaptador de enchufe es un gran aliado para un crucero y para cualquier viaje al extranjero.

No olvides llevar un seguro contratado, es obligatorio, y es importante llevar cubiertos los gastos de asistencia médica, regreso anticipado…

Si no has contratado el pack de todo incluido, llévate un termo. Llénalo con agua en la habitación, déjalo abierto en la nevera por la noche, y tendrás agüita fresca en la piscina gratis durante el día.

Reserva cuanto antes tu crucero, además de poder conseguir mejores tarifas, incluso mejores que las de última hora, podrás elegir el camarote: lejos de los motores, en el lado en el que verás los mejores atardeceres…

¿Nos das algún consejo para irnos de crucero?

Si quieres estar al día de todas nuestras recomendaciones podrás hacerlo a través de nuestra cuenta @xploraoficial de Instagram. ¿Todavía, no sabes que que tipo de viajero eres?, no esperes más y rellena el quiz: https://www.xplora.es/quizxplorer/

Dejar un comentario