Ciudad elegante, molona y de esas que apetece patear. Es una de las escapadas perfecta para perderte por sus calles.

El Sardinero

Es sin duda la zona más popular. Tienes que recorrer su paseo marítimo disfrutando de sus vistas y sus playas. Destacando el Gran Casino de Santander de principios de siglo xx, y un poco más adelante, el espectacular mirador de los Jardines de Piquío y para terminar, el Parque de Mesones.

Península de la Magdalena

Este parque es una de las joyas más preciadas de Santander. Es una zona extensa que se puede recorrer caminando, o en el famoso “magdaleno”: el tren turístico que la recorre. En lo alto de la península, en una explanada, esta el emblemático Palacio de la Magdalena, con unas impresionantes vistas del paisaje.

Faro Cabo Mayor

En un extremo de la ciudad, se encuentra el Faro de Cabo Mayor, uno de los iconos más visitados de Santander. Al lado, esta el Faro Café Bar, alucina con el enclave porque no lo vas a olvidar, aquí puedes tomar algo y disfrutar de las vistas.

Callejea por la ciudad

El corazón de Santander es la plaza del Ayuntamiento, en los alrededores encontrarás calles peatonales llenas de tiendas que te llevarán hasta la emblemática Plaza Porticada. Y para tomar algo y unos pinchos, la calle Arrabal y la calle del Medio. No olvides la emblemática plaza Pombo y el Mercado del Este que alberga el museo de prehistoria y arqueología, un sitio magnifico para saborear los pinchos que exponen en las barras de los bares que se encuentran en su interior.

Y como no, conocer las maravillosas playas de la ciudad porque son unas cuantas, no menos de 9, y por supuesto recorre su maravillosa bahía, una de las más bonitas del mundo.

Como ves en XPLORA te contamos las mejores opciones para que tú puedas inspirarte y decidir ese destino que todavía tienes en mente, como por ejemplo pueda ser Santander. Si quieres organizarlo por tu cuenta, AQUÍ puedes hacerlo, en XPLORA te ayudamos a preparar tu viaje junto con tus experiencias más inmersivas.

Dejar un comentario